¿Qué caldera elegir?

Entre los diferentes modelos de calderas que existen, la más común y la más utilizada es la caldera estándar. Menos caro de comprar, con precios entre 1.000 y 2.000 euros, calienta el agua a una temperatura alta y luego ajusta la cantidad de agua caliente para enviar en el circuito. Puede consumir más y pesar en la factura.

La caldera de baja temperatura mejora la eficiencia operando a temperaturas más bajas: 50 ° C en comparación con 90 ° C para los modelos estándar. Al calentar el agua tanto como lo necesita, se garantiza un importante ahorro de energía. Sin embargo, la inversión es más importante para comprar, con precios entre 3.000 y 5.000 euros. Parte de la instalación puede ser financiada con ayudas. La desventaja de este sistema es que debe funcionar con radiadores de baja temperatura.

Otro tipo de caldera ofrece un ahorro de energía aún mayor: el que tiene condensación. Este modelo de última generación garantiza un mejor respeto por el medio ambiente y sigue siendo uno de los sistemas más eficientes para satisfacer las necesidades de una gran familia. Su costo es bastante alto, alrededor de 4.000 euros, y se puede obtener ayuda en la instalación.

Finalmente, tenga en cuenta el regreso de las calderas de pellets, que tienen la ventaja de producir agua caliente sanitaria y calentar el interior, al tiempo que adoptan un comportamiento eco-responsable. Su funcionamiento es menos costoso, debido al bajo precio de los pellets de madera, pero se necesitan unos 7 000 euros para comprar. A diferencia de la caldera de troncos de madera, los pellets no representan un problema de almacenamiento significativo. Desde 2012, un crédito fiscal ha ayudado a reducir significativamente esta inversión.

Leer también ¡Para mantener su caldera, es obligatorio!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *